AlmaUtilPrad

#tituloEn trigo ya se estiman 5 quintales por debajo de los promediostitulo# #detalle

Esto es entre un 10% y un 15% menos de rinde de trigo, respecto a los promedios zonales por la falta de agua en centro sur santafesino y este cordobés. La pérdida se va a profundizar si no llueve.

A días de la floración sin agua

En el trigo, el periodo más crítico para el déficit hídrico es la floración. El 20% de los cuadros de trigo ya está en espigazónun 50% con la espiga embuchada y el resto entre hoja bandera y encañando. La falta de agua en el centro-sur santafesino y el este cordobés le puso un techo al potencial de rinde. Se estima entre un 10 a un 15% menos, respecto al rendimiento promedio de las ultimas 5 campañas. El descenso seguirá si no llueve en los próximos 10 días. El 5% de los cuadros está en condiciones regulares y los que se clasificaban como muy buenos descendieron 10 puntos; ahora ocupan el 55% del área. El fracaso de las lluvias en el norte y oeste de la región, los daños por granizo y por heladas bajaron la condición de los trigos.

 

Heladas de baja intensidad pero de alto impacto

Las heladas del martes 2, aunque fueron aisladas, y las temperaturas medidas en los abrigos de las estaciones de la red GEA no indicaron valores por debajo de cero grados, se produjeron en un momento muy sensible y en las peores condiciones del cultivoSin agua y muy estresados, los lotes más avanzados que se encontraban con la espiga emitida o mostraban la espiga embuchada fueron afectados. Todavía no es posible cuantificar la incidencia y el nivel de daño. En el noroeste de la región es donde más se nota la combinación de daño por sequía y heladas, y el mayor impacto.

 

 

Buenos Aires juega otro partido

La desigual distribución de lluvias de septiembre y en lo que va de octubre pronuncia las diferencias entre el sur y el norte de la región. En el norte bonaerense, en la última semana los registros estuvieron por encima de los 20 mm y algunas localidades como Gral. Villegas y Lincoln superaron los 90 mm. Estas precipitaciones sirvieron para reponer la humedad donde faltaba y en algunos sitios generar excesos. Los trigos bonaerenses cuentan con suficiente humedad para transcurrir el periodo crítico. Los rendimientos podrían superar los promedios zonales.

 

Maíz: faltan sembrar 330 mil ha y quedan solo 10 días

Por la falta o por los excesos de agua, la implantación de maíz temprano avanzó solo un 15% esta semana. La ventana de siembra se estrecha y sembrar tarde implica correr la floración a enero, aumentando el riesgo de producción. Si no llueve en la próxima semana, se va a pasar a maíz tardío o directamente a sojaPor las heladas, los lotes más adelantados (V2) perdieron las hojas de forma dramática.

 

 

 

 

 

Fuente: BCR

 

detalle# #imagenhttp://informeagropecuario.com.ar/wp-content/uploads/2018/10/AlmaUtilPrad.jpgimagen#

En trigo ya se estiman 5 quintales por debajo de los promedios

Esto es entre un 10% y un 15% menos de rinde de trigo, respecto a los promedios zonales por la falta de agua en centro sur santafesino y este cordobés. La pérdida se va a profundizar si no llueve.

A días de la floración sin agua

En el trigo, el periodo más crítico para el déficit hídrico es la floración. El 20% de los cuadros de trigo ya está en espigazónun 50% con la espiga embuchada y el resto entre hoja bandera y encañando. La falta de agua en el centro-sur santafesino y el este cordobés le puso un techo al potencial de rinde. Se estima entre un 10 a un 15% menos, respecto al rendimiento promedio de las ultimas 5 campañas. El descenso seguirá si no llueve en los próximos 10 días. El 5% de los cuadros está en condiciones regulares y los que se clasificaban como muy buenos descendieron 10 puntos; ahora ocupan el 55% del área. El fracaso de las lluvias en el norte y oeste de la región, los daños por granizo y por heladas bajaron la condición de los trigos.

 

Heladas de baja intensidad pero de alto impacto

Las heladas del martes 2, aunque fueron aisladas, y las temperaturas medidas en los abrigos de las estaciones de la red GEA no indicaron valores por debajo de cero grados, se produjeron en un momento muy sensible y en las peores condiciones del cultivoSin agua y muy estresados, los lotes más avanzados que se encontraban con la espiga emitida o mostraban la espiga embuchada fueron afectados. Todavía no es posible cuantificar la incidencia y el nivel de daño. En el noroeste de la región es donde más se nota la combinación de daño por sequía y heladas, y el mayor impacto.

 

 

Buenos Aires juega otro partido

La desigual distribución de lluvias de septiembre y en lo que va de octubre pronuncia las diferencias entre el sur y el norte de la región. En el norte bonaerense, en la última semana los registros estuvieron por encima de los 20 mm y algunas localidades como Gral. Villegas y Lincoln superaron los 90 mm. Estas precipitaciones sirvieron para reponer la humedad donde faltaba y en algunos sitios generar excesos. Los trigos bonaerenses cuentan con suficiente humedad para transcurrir el periodo crítico. Los rendimientos podrían superar los promedios zonales.

 

Maíz: faltan sembrar 330 mil ha y quedan solo 10 días

Por la falta o por los excesos de agua, la implantación de maíz temprano avanzó solo un 15% esta semana. La ventana de siembra se estrecha y sembrar tarde implica correr la floración a enero, aumentando el riesgo de producción. Si no llueve en la próxima semana, se va a pasar a maíz tardío o directamente a sojaPor las heladas, los lotes más adelantados (V2) perdieron las hojas de forma dramática.

 

 

 

 

 

Fuente: BCR