Buenos Aires y La Pampa son las provincias con mayores chances de recibir lluvias

Al presente se reportan algunas lluvias menores desde zonas del oeste bonaerense y el sector central del norte de la provincia.

Con el avance de la zona frontal desde el noroeste de la Patagonia hacia el centro este del país, las coberturas nubosas se han desplegado sin alcanzar desarrollos importantes, pero dejando algunas lluvias débiles y en forma dispersa dentro del área de cobertura.

El amanecer ha sido menos frío que el observado ayer en el sur de la región pampeana. Sin duda el despliegue de nubosidad ha moderado el enfriamiento nocturno, algo que también se nota sobre la franja central donde el ambiente aun no refleja cambio de masa de aire.

Al presente se reportan algunas lluvias menores desde zonas del oeste bonaerense y el sector central del norte de la provincia, como así también lloviznas dispersas sobre las provincias del centro.

En el recorte de imagen satelital, se aprecian las coberturas nubosas que acompañan el avance del frente hacia el este noreste. Las mismas no logran un desarrollo capaz de producir tormentas, lo cual se vincula a una atmósfera media difícil de inestabilizar, incluso con la alta disponibilidad de humedad en las capas bajas.

Los movimientos verticales están siendo inhibidos por las condiciones de presión en altura y los desarrollos nubosos encuentran un techo bajo. En consecuencia, las lluvias, donde se concretan son débiles. A lo largo del día, las coberturas nubosas serán protagonistas en gran parte de la región pampeana.

Dentro de este contexto, las provincias de Buenos Aires y La Pampa son las que con mayor consistencia pueden ver traducido el patrón húmedo dominante en lluvias débiles. Sobre las provincias del centro eventualmente pueden concretarse algunas lloviznas y el frente no promete muchas lluvias avanzando hacia el norte, no al menos sobre zonas críticas de Chaco y norte de Santa Fe, lo cual es una buena noticia.

Durante el viernes las coberturas nubosas comienzan a retirarse en forma lenta, con las lluvias que se van desplazando hacia el centro norte de la Mesopotamia y los países vecinos del este. No se espera un enfriamiento riguroso.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Agrofy News