Sin novedad sobre la promesa de apertura de exportaciones para la categoría ‘vaca china’

Domínguez se reunió con una acotada Mesa de Carnes y no comunicó ninguna fecha estimativa para cumplir con su anuncio del viernes pasado.

Este martes, el ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca, Julián Domínguez, se reunió con una grupo de los representantes de la Mesa de Carnes, quienes esperaban la confirmación del anuncio de la liberación de la categoría vaca conserva, o ‘vaca china’ (tal cual el dstino que se le da a esa categoría que no se consume en el mercado argentino).

“Tal como esperábamos, no hubo ningún anunció”, informó el presidente de la Cámara de Industria y Comercio de Carnes de la República Argentina, Miguel Schiaritti, quien dijo que la Mesa de Carnes tuvo una presencia “reducida”, ante la desconfianza que generó el ministro.

Desde el sector se aguardaba que Domínguez concretará efectivamente el anuncio realizado la semana pasada sobre la reapertura de las exportaciones de la ‘vaca china’ desde este lunes 4 de octubre.

“Pero se habló durante una hora y media y no se llegó a ninguna solución. La conclusión que sacan quienes estuvieron presentes es que no va a pasar nada, que el Gobierno no va a hacer nada y lo único que está intentando es hablar con el sector para evitar que se reaccione de manera mas violenta antes de las elecciones del 24 de noviembre”, dijo Scharitti.

El presidente de Ciccra arriesgó que “el ministro no va a actual diferente a como lo hizo en 2009-2011 regulando y reduciendo las exportaciones año tras año”.

Basó su opinión en las declaraciones de Domínguez este fin de semana, cuando dijo que la carne junto con el trigo y el maíz “son bienes culturales”. Por esos dichos, no hubo una asistencia dede la mesa de Carnes a la reunión con el ministro.

El faltazo lo pegaron las distintas cámaras que agrupan a los consignatarios, las principales razas bovinas del país (Angus, Braford y Brangus), Ciccra, y los representantes de los productores, la Comisión de Enlace y Crea.

La vaca que los productores aguardan que el Gobierno libere su venta al exterior es la llamada conserva y/o manufactura que terminó su ciclo reproductivo. En su mayor parte, su carne es requerida por el mercado chino, destino que antes de las restricciones se venía llevando el 75% de lo vendido al exterior de un animal cuyo producto no tiene consumo local. La D y E son las últimas categorías que tiene la vaca y que el ministro había prometido abrir el pasado lunes